Yoandy Leal, el cubano que está a punto de hacer historia

En el taraflex, Yoandy Leal ha ganado todo lo que ha querido. Hoy por hoy, es uno de los mejores atacantes del mundo. Su historia tiene tanto de fantasía como de drama. Juega en la competitiva liga italiana (Club Lube Civitanova), pero no hay club que no se pelee por su carta pase.

Pero como no todo es felicidad en la vida, Yoandy Leal reescribió esta semana su propia historia. Se deshizo del lamento y la tristeza, y está a pocas horas de hacer historia en el voleibol de Brasil: será el primer jugador nacido en el extranjero que lucirá oficialmente la verdeamarelha.

Esta semana Leal acudió al llamado del entrenador Renan Dal Zotto, tras haber esperado 4 largos años, tiempo que duró su proceso de nacionalización. Su momento ha llegado y el puntero cubano la tiene más que clara: quiere lograr el campeonato mundial y olímpico con una selección, pero como Cuba, su país de nacimiento, le niega ese derecho, Brasil gustoso le abre las puertas y se lo concede. Y esto solo habla de un aspecto: su calidad en el campo de juego, pues si hay un lugar donde la competencia es feroz para lograr un cupo en la selección, ese lugar es Brasil.

A sus 30 años, Leal no está dispuesto a que nadie le arrebate sus sueños, menos aun los ‘dinosaurios’ que manejan la Federación Cubana de Voleibol y el INDER (algo así como el IPD aquí). Vistiendo la camiseta de Brasil le saca la vuelta a los obstáculos y cumple su más anhelado sueño, después de todo sabe que nadie puede quitarle ese derecho. Nadie.

“Estoy agradecido por todo lo que sucede en mi vida. Hoy inicio una fase más, una nueva etapa en mi carrera, estoy muy feliz. Esperé algunos años por ese momento y estoy seguro de que va a ser una fase de victorias y conquistas, vamos con todo”, ha dicho el jugador.

A sus compañeros de la selección brasilera, Leal los conoce bastante bien, pues jugó en el Club Sada Cruzeiro, con el cual llegó a ser pentacampeón. Brasil debutará este viernes 31 en la Liga de Naciones nada menos que contra Estados Unidos. Ese día Leal se cobrará la revancha, la misma que espera paciente desde el 2011, año en el que decidió dejar Cuba y jugar por un club extranjero, hecho por el que fue tildado considerado casi de “traidor a la patria” por los dirigentes de un país que se quedó en el tiempo y que no concibe que un jugador se internacionalice. Hoy, Leal está a un “jogo” de hacer historia. Este viernes todas las miradas estarán sobre él.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: